Política

Embajador de Colombia en EEUU, Francisco Santos, respalda a Almagro y pide no descartar la intervención militar contra Venezuela

19 de septiembre de 2018.

El embajador de Colombia en Estados Unidos y exvicepresidente durante la Administración Álvaro Uribe, señaló que la opción de una intervención militar contra Venezuela no puede ser descartada.

“Se escuchan voces que hablan de operaciones militares unilaterales; creemos que debe darse una respuesta colectiva a esta crisis, pero creemos, y déjeme ser bastante claro, que todas las opciones deben ser consideradas”, expresó el diplomático en la Casa Blanca durante un foro organizado por el Centro de Estudios Estratégicos Internacionales. “Ya es muy tarde y muy inocente pensar que esto se solucionará sin un cambio de régimen y en eso hay que ser claros”, dijo el embajador neogranadino.

En su primer acto como representante de Colombia en Washington, Francisco Santos defendió la necesidad de continuar con la presión económica y estratégica contra el Gobierno de Nicolás Maduro. Santos, quien fue vicepresidente entre 2002 y 2010 y el 17 de septiembre presentó sus credenciales ante el presidente estadounidense Donald Trump, dijo que hay que asumir que la situación en Venezuela cambiará únicamente si el actual jefe de Estado, Nicolás Maduro, es apartado de su cargo.

El embajador Santos respaldó la visión del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, quien repetidamente ha ligado la crisis económica y humanitaria que vive Venezuela a la falta de garantías democráticas que ofrece el Gobierno de Nicolás Maduro.

“Es muy ingenuo pensar hoy que la solución ocurrirá sin un cambio de régimen. Déjenme ser muy claro, esa es la razón por la que Colombia comparte la visión del secretario general Almagro”, explicó Santos, quién subrayó: “Nuestro objetivo común, nuestra prioridad, es restaurar la democracia en Venezuela”.”Obviamente, Estados Unidos y Colombia tienen las sillas más importantes en esa mesa”, dijo el embajador.

Colombia forma parte del Grupo de Lima, compuesto por una docena de países latinoamericanos que considera roto el orden democrático en Venezuela.

El viernes, en Colombia, Almagro dijo que no se podía descartar una intervención castrense contra el Gobierno de Maduro, aunque posteriormente ha dicho que sus palabras fueron malinterpretadas y que su objetivo es detener la violencia dentro del marco del sistema de derecho internacional público.

El responsable de la OEA ha hecho referencia al concepto de la “responsabilidad de proteger”, una idea con la que se comprometieron todos los miembros de las Naciones Unidas en 2005 para actuar cuando fuera necesario prevenir genocidios, crímenes de guerra, limpieza étnica y delitos de lesa humanidad.

Tras las declaraciones del viernes de Almagro, el Grupo de Lima manifestó su rechazo a cualquier intervención militar en Venezuela, pero Colombia no firmó esa declaración porque no hubo una “coincidencia total” en sus términos, explicó entonces la Cancillería colombiana.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, afirmó que no se puede descartar una intervención militar contra el gobierno de Nicolás Maduro para poner fin al sufrimiento del pueblo venezolano. “En cuanto a intervención militar para derrocar al régimen de Nicolás Maduro creo que no debemos descartar ninguna opción”, manifestó Almagro en una rueda de prensa que dio durante su visita en el lado colombiano del puente binacional Simón Bolívar, a pocos metros de la línea fronteriza con Venezuela.

Almagro agregó “que las acciones diplomáticas están en primer lugar, pero no se pueden descartar otras, dada la gravedad de la situación”.

El jefe de la OEA respondió así a una pregunta de periodistas y señaló que “definitivamente el régimen de Nicolás Maduro lo que está perpetrando en materia de crímenes de lesa humanidad contra su población, en violaciones de derechos humanos, en sufrimiento de la gente, en el éxodo inducido que está impulsando”, hace que no se pueda descartar la opción de la intervención militar.

Almagro, que dio la rueda de prensa junto al canciller colombiano, Carlos Holmes Trujillo García, y el director para las Américas de Human Rights Watch (HRW), José Miguel Vivanco, lamentó “el dolor” y “el sufrimiento del pueblo venezolano”.

“Un pueblo venezolano que hoy es víctima de la represión, pero una represión distinta, incluso a las demás dictaduras que hemos tenido en el continente; en este caso es la miseria, es el hambre, es la falta de medicamentos como instrumentos represivos para imponer una voluntad política al pueblo”, “El pueblo venezolano ha pagado un precio más que alto para recuperar su libertad, para recuperar su democracia y todavía no la ha recuperado”. “La comunidad internacional definitivamente tiene que dar respuesta a esto, la comunidad internacional es responsable y no puede permitir una dictadura en Venezuela, una dictadura que afecta la estabilidad de toda la región, la afecta a partir del narcotráfico, la afecta a partir del crimen organizado, la afecta a partir de la profunda crisis humanitaria que ha creado”, afirmó Almagro.

Marco Rubio respaldó declaración de embajador colombiano sobre Venezuela

El senador estadounidense, Marco Rubio, respaldó las recientes declaraciones del embajador de Colombia en Estados Unidos, Francisco Santos, quien consideró que todas las opciones deben estar sobre la mesa para lidiar con la crisis en Venezuela y abogó por una respuesta colectiva que incluya el derrocamiento del presidente venezolano, Nicolás Maduro.

“Estoy de acuerdo con el nuevo embajador de Colombia: ‘todas las opciones’ deben estar sobre la mesa para lidiar con la crisis en Venezuela”, publicó Rubio en su cuenta de Twitter.

Ivan Duque: Yo no tengo un espíritu belicista

El presidente de Colombia, Iván Duque, salió a dar declaraciones del recién embajador de Colombia en Estados Unidos, Francisco Santos, quien no descartó “operaciones militares unilaterales” en Venezuela.

Duque, aseguró que Colombia continuará priorizando todos los canales diplomáticos y de presión para superar la crisis humanitaria de ese país. “Yo no tengo un espíritu belicista, pero mantenemos siempre la firmeza para denunciar los atropellos de la dictadura de Venezuela, atropellos que han generado una grave crisis humanitaria y migratoria. Yo he dicho que hay que buscar todos los mecanismos diplomáticos disponibles en la comunidad internacional para que se busquen soluciones a esa crisis migratoria”.

Sobre las declaraciones del Presidente de la OEA, Luis Almagro, Duque afirmó; “Yo no le escuché al secretario hablar de ese término. Lo que quiero decirles es que yo he mantenido una línea, mi línea no es belicista, lo que nosotros necesitamos es que todo el continente y toda la comunidad internacional, vea la magnitud de la situación humanitaria y que se busquen soluciones”,

Duque agregó que los países de la región deben hacer una coordinación multilateral al más alto nivel para “arrinconar la dictadura” de Nicolás Maduro para que se pueda dar una transición en Venezuela.

La respuesta del presidente se da con lo dicho por el embajador de Colombia en Washington, Francisco Santos, quien aseguró que frente a la crisis migratoria venezolana, todas las opciones deben ser tendidas en cuenta, incluyendo una incursión militar.

Rortz.

Con información de El Tiempo/ Sputnik News/ Noticias Caracol/ El Nuevo Herald

COMENTARIOS EL JOJOTO
Al inicio
A %d blogueros les gusta esto: