Mundo

Fiscalía de Perú anuncia investigación a expresidentes Toledo, García y Kuczynski por caso Odebrecht

12 de junio 2018.

El Ministerio Público de Perú informó que el fiscal José Domingo Pérez, inició una investigación preliminar en el marco del Caso Odebrecht, la investigación involucra a los tres exmandatarios señalados de haber recibido sobornos por parte de la constructora brasileña, los presidentes señalados son: Alejandro Toledo, Alan García y Pedro Pablo Kuczynski.

A fines de diciembre del 2016, se publicó un documento del Departamento de Justicia de Estados Unidos que revela cómo Odebrecht cometió delitos de corrupción —pago de sobornos— en todo el mundo para obtener concesiones de proyectos y seguir operando de manera ilícita.

De acuerdo con el informe, Odebrecht reconoció que el pago de sobornos por US$29 millones a funcionarios públicos del Perú entre los años 2005 al 2014. Este periodo comprende a los gobiernos de los expresidentes Alejandro Toledo (2001-2006), Alan García (2006-2011) y Ollanta Humala (2011-2016). En ese lapso de tiempo, la empresa ganó US$143 millones, según el documento.

La empresa brasileña Odebrecht reconoció ante el Departamento de Justicia de los Estados Unidos el pago de sobornos por US$29 millones a funcionarios gubernamentales del Perú en diversas obras entre los años 2005 al 2014.

El Ministerio Público de Perú informó que el fiscal José Domingo Pérez inició una investigación preliminar en el marco del Caso Odebrecht, “El fiscal José Domingo Pérez abrió InvestigaciónPreliminar por lavado de activos contra los exmandatarios Alejandro Toledo Manrique, Pedro Pablo Kuczynski y Alan García, además de otras tres personas cercanas a cada uno de ellos”, “Todas las partes fueron notificadas de las respectivas disposiciones que incluyen la programación de diversas diligencias”; informó el MP peruano.

Se trata de tres carpetas fiscales distintas en las que se incluye a Alejandro Toledo y Avraham Dan On; Pedro Pablo Kuczynski y Susana de la Puente; y a Alan García y Luis Alva Castro.

La pesquisa dispuesta esta semana se da a raíz de la declaración que en febrero pasado dio Jorge Barata, ex representante de Odebrecht en el Perú, a fiscales peruanos. En el testimonio, el empresario señaló que la constructora brasileña realizó aportes a las organizaciones políticas de los citados ex mandatarios. “Todas las partes fueron notificadas de las respectivas disposiciones que incluyen la programación de diversas diligencias”, señala el Ministerio Público.

Toledo, García y Kuczynski niegan haber recibido dinero de Odebrecht a pesar de las declaraciones en sentido opuesto del exjefe de la constructora en Perú, Jorge Barata.

Fueron las declaraciones de Barata ante fiscales peruanos y brasileños en Sao Paulo, en febrero pasado, las que dieron la pista decisiva a la fiscalía para tomar la decisión de investigar a los exmandatarios.

Barata declaró en febrero que entregó 300.000 dólares para la campaña de Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) a través la banquera Susana de la Puente, que también fue embajadora de Perú en Londres, quien también será investigada.

La investigación contra Kuczynski engrosa las imputaciones a las que hace frente desde que renunció a la presidencia el 21 de marzo arrastrado por un escándalo de corrupción entre sus empresas y Odebrecht.

Kuczynski, de 79 años, es hasta ahora el primer presidente en funciones que renunció en América Latina por el caso Odebrecht.

El expresidente Alejandro Toledo (2001-2006) es el más perjudicado en la compleja madeja que vincula a  Odebrecht con el Perú. Según Barata, Odebrecht contribuyó con 700.000 dólares a su campaña electoral de 2011.

La constructora brasileña había admitido en 2016 que pagó 20 millones a Toledo para obtener la concesión de la carretera Interoceánica, que une a Brasil con Perú y que inauguraron en 2006 Toledo y el entonces presidente brasileño Luiz Inacio Lula. Por este caso, Perú ha pedido a Estados Unidos extraditar a Toledo, quien vive en California.

Las investigaciones contra el expresidente Alan García (2006-2011) se centran en la versión de Barata que aduce haber entregado al dirigente Luis Alva Castro, vinculado a la campaña de García, más de 200.000 dólares para la campaña que ganó en 2006.

Ollanta Humala, que gobernó entre 2011 y 2016, ya es investigado por la fiscalía por recibir tres millones de dólares de Odebrecht para su campaña. Fue el primer presidente peruano en estar en el ojo de la tormenta, junto con su esposa Nadine Heredia.

Jorge Barata, ex representante de Odebrecht en el Perú, al ser consultado si hubo aportes para partidos políticos que tenían presencia en el Congreso en el marco de las elecciones generales del 2011, respondió: “Todos. Pero le voy a decir. Sí. La respuesta es sí. Entendíamos que el Poder Legislativo también tiene un papel muy fuerte en el proceso de un país, así como el Ejecutivo. Pese a que el Legislativo en el Perú tiene un papel mucho más fiscalizador que promotor, también pretendíamos con las donaciones de campaña tener algún acceso al Legislativo”.

Barata afirmó en su declaración ante fiscales peruanos en Sao Paulo (Brasil) que Odebrecht aportó recursos a la campaña presidencial de Keiko Fujimori del 2011. Sin embargo, en su caso, la Fiscalía de Perú investiga a sus dos jefes de campaña de 2011 por una supuesta contribución de 1,2 millones de dólares.

Perú es, después de Brasil, el país más afectado en América Latina por el escándalo de corrupción de Odebrecht. Según investigaciones la trama de sobornos totalizarían aproximadamente unos US$788 millones que Odebrecht desembolsó en favor de funcionarios de 12 países, entre los que figuran además del Perú, Angola, Argentina, Brasil, Colombia, República Dominicana, Ecuador, Guatemala, México, Mozambique, Panamá y Venezuela.

Andrés Pérez.

Con información de AFP/ El Comercio/ Semanaeconomica.com

COMENTARIOS EL JOJOTO
Al inicio
A %d blogueros les gusta esto: