Arte

La triste y sorpresiva muerte de Dolores O’Riordan, vocalista de The Cranberries

18 de enero 2018.

La muerte de Dolores O’Riordan, la inconfundible voz de The Cranberries, una de las bandas más exitosas de los noventa, sorprendió al mundo.

La artista, intérprete de éxitos como Linger y Zombie Dolores O’Riordan de 46 años murió de forma repentina este lunes 15 de enero, según ha informado en un comunicado el representante de la banda irlandesa, que no ha especificado la causa de su muerte.

Un comunicado de la policía ha confirmado la información y ha añadido que el cadáver de O’Riordan ha sido hallado en el hotel Park Lane de la capital británica a las 9.05.

“La líder de la banda irlandesa The Cranberries estaba en Londres en una breve sesión de grabación”, ha indicado el representante del grupo en un corto comunicado sin más detalles.

El comunicado señala: La cantante irlandesa e internacional dolores o ‘ riordan ha muerto de repente en Londres hoy. Tenía 46 años. El cantante principal con la banda irlandesa The Cranberries, estuvo en Londres para una breve sesión de grabación. No hay más detalles disponibles en este momento.

Los miembros de la familia están devastados por escuchar las noticias de última hora y han solicitado privacidad en este momento tan difícil.

UNA VIDA DE ÉXITOS Y DOLORES

Nacida en Limerick en 1971, O’Riordan era la menor de siete hermanos y fue educada en el catolicismo. A la profunda fe católica de su madre debía Dolores su nombre. Ella no practicaba, pero se declaró admiradora del papa Juan Pablo II, a quien visitó con su madre en el Vaticano.

O’Riordan se unió a The Cranberries en 1990 (llamados entonces The Cranberry Saw Us), junto con el guitarrista Noel Hogan, el bajista Mike Hogan y el batería Fegal Lawler. Su salto a la fama llegó con su álbum de debut, Everybody else is doing it, so why can’t we? (1993), que incluía la canción Linger, sobre el rechazo y las frustraciones del desamor adolescente, que se convirtió en su primer éxito global.

“De adolescente, no me sentía atractiva, mi madre no me dejaba usar maquillaje”, explicaba O’Riordan en una entrevista con The Guardian el año pasado. “Era la chica rara, sobreprotegida, con un vestido rosa de flores y lazos en la cabeza, que tocaba el órgano en le iglesia. Mi madre me compraba la ropa, así que para mi primera sesión de fotos con The Cranberries, Noel me trajo un nuevo look y me dio un par de botas Doc Martens. Me quedaban grandes, pero aún así me las puse. De repente parecía una chica indie”.

Su siguiente disco, No need to argue, publicado un año después, superó el éxito del primero y permitió a la banda adentrarse en nuevos registros y a O’Riordan, exhibir todo el potencial de su voz. Torturada y extrema, pero siempre conmovedora, la voz de O’Riordan alcanzó su cima en Zombie, single coreado por millones de jóvenes en los noventa, escrita en la estela del terrible atentado del IRA en Warrington, que mató a dos niños, de tres y 12 años.

No need to argue despachó 17 millones de copias en todo el mundo y convirtió a The Cranberries en una de las bandas más grandes surgidas del contexto del por entonces llamado rock alternativo. Gracias en buena medida a la voz de O’Riordan, impetuosa, sinuosa y libérrima, la banda irlandesa clavó esa combinación de furia y dulzura que caracterizó a muchas bandas de cierto rock alternativo de los noventa.

Tras facturar otros tres álbumes de estudio más, los Cramberries pararon, pero se volvieron a activar en 2009, con el propósito inicial de actuar solo en directo. Finalmente sacaron dos discos más, el último de los cuales, Something else, una colección de versiones acústicas y tres temas nuevos, vio la luz el año pasado. Entretanto, O’Riordan editó dos discos en solitario (Are you listening?, 2007; No bagagge, 2009).

The Cranberries

En 2017 la banda anunció una gira con fechas en Europa y Estados Unidos. La banda tenía previsto actuar en Barcelona el 4 de junio y en Madrid, al día siguiente. Al poco de empezar las primeras fechas europeas, la gira se suspendió por problemas de salud de O’Riordan. La web oficial de la artista lo atribuyó a “razones médicas asociadas con un problema de espalda”.”El problema de espalda de Dolores se ubica en la parte media y alta de su columna, y la respiración y los movimientos diafragmáticos asociados con el canto ponen presión en los músculos y nervios en esa zona y exacerban el dolor”, escribió la banda en su página de Facebook, ante los pedidos del público de que se presentara aunque sea para cantar sentada.

Poco antes de Navidad, O’Riordan publicaba un post en su perfil de Facebook en el que decía encontrarse bien y aseguraba que había hecho sus “primeros pequeños conciertos en meses”.

“Hola a todos. Aquí, Dolores. Me siento bien”, escribió también en Twitter la vocalista. Su último tuit, fechado el pasado 4 de enero, es una foto en la que sujeta un gato en brazos, con el mensaje: “Adiós, Gio. Vamos a Irlanda”.

A dolores le sobreviven tres hijos, que tuvo con Don Burton, exmanager de Duran Duran, con quien rompió en 2014 después de 20 años de matrimonio.

Cuatro años de abusos sexuales

Uno de los problemas más graves y que le dejó una profunda impronta fue el abuso sexual que padeció de niña, al que ella misma se refirió en numerosas ocasiones.

En una entrevista en 2013 con la revista LIFE del periódico Sunday Independent, la vocalista confesó que fue abusada por cuatro años desde que tenía 8, por una persona de confianza de la familia.

“Era apenas una niña”, dijo O’Riordan. Durante años lo mantuvo en secreto, mientras se culpaba a sí misma por lo que había ocurrido.”Eso es lo que pasa. Crees que es tu culpa. Enterré lo que pasó. Es lo que haces al principio. Lo entierras porque estás avergonzada de ello”, dijo en 2014 en una entrevista con el Belfast Telegraph.

“Piensas: ‘Oh Dios, cuán horrible y asquerosa soy. Tienes un odio hacia ti misma que es terrible. Y cuando me hice famosa a los 18 y mi carrera despegó fue aún más duro. Ahí desarrollé anorexia”, le dijo al periodista.

Una anorexia acompañada de crisis nerviosas, abuso de alcohol y pensamientos suicidas que la persiguieron a lo largo de los años.

En la misma entrevista O’Riordan recordó el horror de encontrarse con su abusador en 2011, después de años de no verlo. El encuentro tuvo lugar en el funeral de su padre, cuya pérdida le causó además un dolor profundo. A ese mismo medio le reveló que, en 2013, intentó “suicidarse con una sobredosis”.

Pero lo que la ayudó a sobreponerse fueron los tres hijos que tuvo con Don Burton, representante de la banda Duran Duran, de quien se separó en 2014 tras 20 años de matrimonio.

Trastorno bipolar

Más allá de sus propias revelaciones, sus problemas salieron otra vez a la luz en 2014, cuando fue arrestada acusada de haber participado en un incidente violento con una azafata en un vuelo de Nueva York, EE.UU., a Shannon, en Irlanda.

Dos años más tarde tuvo que pagar cerca de US$7.000 a una organización de caridad por haber golpeado a un policía después de un ataque de furia.

Documentos presentados en dicho caso confirmaron que la cantante había sido diagnosticada en 2015 con trastorno bipolar, que según la cantante era lo que estaba detrás de sus explosiones de rabia.

“Hay dos extremos del espectro: puedes sentirte extremadamente deprimida (…) y perder el interés en las cosas que amas hacer, y luego te sientes súper eufórica”, confesó al periódico Metro. “Yo entraba y salía del extremo hipomaníaco por un período largo, pero solo puedes estar en ese extremo por cerca de tres meses hasta que tocas fondo y caes en la depresión”. “Cuando estás maníaco no duermes y te vuelves muy paranoico”.

Y la depresión, señaló la cantante, no importa la causa, “es una de las peores cosas que te pueden pasar”. Hasta el momento, se desconoce oficialmenter la causa de su fallecimiento.

K.Camacho

Con Información de BBC Mundo/ EFE/Belfast Telegraph/Life/ El Mundo/El Heraldo

COMENTARIOS EL JOJOTO
Al inicio
A %d blogueros les gusta esto: