Mundo

Oscar López Rivera: Vamos a la independencia y a la descolonización de Puerto Rico

17 de mayo 2017.

El líder independentista puertorriqueño Oscar López Rivera, se dirigió a sus compatriotas por pímera vez luego de pasar 36 años de prisión en los EEUU. “Lo más importante es la unidad, vamos a trabajar, vamos a luchar y a resistir hasta el último suspiro, vamos a la independencia y a la descolonización de Puerto Rico”, exclamó ante los aplausos de los boricuas.

“La felicidad que siento quiero compartirla con todos los boricuas. Esta ha sido la lucha de ustedes, amantes de la libertad, que han hecho posible que hoy esté aquí” manifestó  el líder nacionalista; “Puedo afirmar con plena confianza que amar a la patria no cuesta nada, perderla cuesta más”…”hay suficiente amor en el corazón boricoa para dejar las cosas que nos dividen atrás y sacar a Puerto Rico adelante”…”vamos a empoderarnos, vamos a hacer de esta Patria una Patria fuerte”.

Tras pasar 36 años preso en los Estados Unidos por su lucha a favor de la independencia de Puerto Rico, López Rivera aseveró que los independentistas puertorriqueños no odian al pueblo de EE.UU., y agradeció en especial a los expresidentes estadounidenses Jimmy Carter (1977-1981), Bill Clinton (1993-2001) y Barack Obama (2009-2017) por haber permitido la liberación de “presas y presos políticos”.

“Le doy las gracias al Gobierno de Venezuela y a todos los que apoyan la Revolución Bolivariana por haber abogado por mi liberación”

Oscar López Rivera agradeció al Gobierno venezolano por el apoyo mostrado en su lucha en favor de su justa liberación “Le doy las gracias al Gobierno de Venezuela y a todos los que apoyan la Revolución Bolivariana por haber abogado por mi liberación”…“Me gustaría que EE.UU. para ese mal hábito que tiene de usar sus estructuras de llegar a los pueblos y crear un ambiente de hostilidad y violencia”, aseveró López Rivera para referirse a la injerencia estadounidense contra Venezuela.

 

“Puedo afirmar con plena confianza que amar a la patria no cuesta nada, perderla cuesta más”

López Rivera condenó la decisión de la Secretaría de Educación de Puerto Rico de cerrar 179 escuelas públicas con el objetivo de ahorrar unos 7,7 millones de dólares y así ayudar a afrontar la crisis económica y fiscal que tiene el país, con una deuda pública que asciende a 70.000 millones de dólares. Calificó de “criminal” a la Junta de Supervisión Fiscal, ente de control impuesto por EE.UU. para reestructurar la deuda pública del país caribeño, y advirtió que esta representa una “amenaza a la patria”.

El independentista criticó las privatizaciones en la isla y acusó a los “colonialistas” de poner en práctica las políticas impuestas por Washington. “La política de privatizaciones que se ha estado promoviendo en Puerto Rico por casi tres décadas ha provocado la fuga de cerebros más grande de la historia” y está “destruyendo la economía”, alertó.  López Rivera pidió apoyar la lucha estudiantil y hacer surgir la Universidad de Puerto Rico para detener la fuga de cerebros. “Si no defendemos la Patria, si no defendemos esa universidad, Puerto Rico no tendrá futuro”.

LA LUCHA DE OSCAR LÓPEZ RIVERA

Resultado de imagen para oscar lopez rivera JOVEN

Oscar López Rivera nació en 1943 en Puerto Rico. Fue veterano en la Guerra de Vietnam defendiendo la bandera de EE.UU., donde fue condecorado por su valor en combate. Tras su retorno a Chicago, lugar de residencia de su familia, se integró a la lucha y defensa de los derechos de los puertorriqueños.

Fue un organizador comunal destacado y como parte de sus intentos para mejorar las condiciones de vida de su comunidad participó en actos de desobediencia civil y de militancia pacífica.

En 1976 se integra a la lucha clandestina en favor de la independencia de Puerto Rico como miembro de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN).

En 1981 fue capturado por el Oficina Federal de Investigación (FBI, por su sigla en inglés) acusado de “conspiración” y por pertenecer a las FALN. Al momento de su captura reclamó para sí la condición de “prisionero de guerra”, amparado en el Protocolo I de la Convención de Ginebra de 1949, que reconoce tal condición en caso de personas detenidas en conflictos y luchas contra la ocupación colonial.  De acuerdo con el protocolo, un prisionero de guerra no puede ser juzgado como un criminal común, mucho menos si la causa de tal procedimiento descansa en actos relacionados con su participación en una lucha anticolonial.

El reclamo fue ignorado por el Gobierno de EE.UU. que le condenó a 55 años de prisión federal. Luego de fabricarle en prisión un caso de intento de fuga, la pena impuesta se convirtió en una sentencia de 70 años, 12 de los cuales los pasó en aislamiento total.

El expresidente estadounidense Bill Clinton en 1999 le ofreció un indulto condicional. La oferta fue ofrecida a 13 miembros que aceptaron, pero López Rivera la rechazó afirmando que la oferta presidencial incluía la condición de cumplir 10 años más en la cárcel con buen comportamiento.

El 18 de junio de 2012, el Comité de Descolonización de la ONU aprobó una resolución promovida por Cuba, como lleva haciéndolo los últimos 30 años, en la que pedía que se reconozca el derecho a la independencia y autodeterminación de Puerto Rico e instaba a la liberación de los independentistas prisioneros en Estados Unidos. El proyecto de resolución había sido apoyado por Bolivia, Ecuador, Nicaragua y Venezuela, y fue adoptado por consenso por el Comité. El gobierno de EE.UU. hizo caso omiso a la resolución.

El independentista puertorriqueño Óscar López Rivera, quien en enero pasado recibió el perdón del entonces presidente de Estados Unidos, Barack Obama, luego de 36 años de cárcel por el delito de conspiración sediciosa.

Andrés Pérez.

Con información de Telesur, EFE, AFP, AVN.

COMENTARIOS EL JOJOTO
Al inicio
A %d blogueros les gusta esto: